Francisco: Scholas quiere armonizar el lenguaje de la cabeza con el lenguaje del corazón

"Educar en la belleza, porque armonía dice belleza y no podemos lograr la armonía del sistema educativo, sino tenemos esa percepción de la belleza"

 
Francisco: Scholas quiere armonizar el lenguaje de la cabeza con el lenguaje del corazón

El Papa Francisco clausuró el IV Congreso de Scholas Ocurrentes a través de una video-llamada vía Hanghout con ocho niños con capacidades diferentes, luego dirigió un mensaje al comité organizador y a los responsables de la iniciativa. Les presentamos los fragmentos más importantes:



“Una cosa que me preocupa a mí mucho, es lograr armonías - afirmó Francisco - que no es simplemente lograr compromisos, lograr arreglos, lograr entendimientos parciales. Armonía es de alguna manera crear entendimiento de diferencias, aceptar las diferencias, valorar la diferencia y dejar que se armonicen que no se fragmenten.”


“Refiriéndose a la educación como elemento del cambio social, el Santo Padre recalcó que “el pacto educativo roto significa que sea la sociedad, sea la familia, sean las diversas instituciones delegan la educación a los agentes educativos, en los docentes que generalmente mal pagados tienen que llevar sobre sus espaldas esta responsabilidad y si no logran un éxito se les recrimina, pero nadie recrimina a las diversas instituciones que han claudicado el pacto educativo, lo han delegado a la profesionalidad de un docente. Quiero rendir homenaje a los docentes, porque se han encontrado con esta papa caliente en la mano y se han animado a seguir adelante.”


En alusión al fin último de Scholas advirtió que “lo que busca Scholas es armonizar la misma educación de la persona del chico, del muchacho, del educando, no es solamente buscar información, el lenguaje de la cabeza, no basta. Scholas quiere armonizar el lenguaje de la cabeza con el lenguaje del corazón y el lenguaje de las manos. Que una persona, que un chico, que un muchacho piense lo que siente y lo que hace, sienta lo que piensa y lo que hace, haga los que siente y lo que piensa; esa armonía en la misma persona en el educando y esa armonía universal de tal manera que el pacto educativo lo asumimos todos y de esa manera sacamos de esta crisis de la civilización que nos toca vivir, ¿no? Y damos el paso que la misma civilización nos exige, cada uno de los pueblos que integran Scholas tienen que buscar en su tradición histórica, su tradición popular las cosas fundacionales, ¿cuáles son las cosas que culturalmente son fundacionales a la patria? Y desde eso que le dio sentido a esa patria, a esa nación sacar la universalidad que armoniza.”


“Volver a las cosas culturales que nos dieron sentido, que nos dieron la primera unidad de la cultura nacional de los pueblos, recuperar lo que es más nuestro cada uno de los pueblos para compartirlos con los demás y armonizar lo más grande, eso es educar para la cultura. Además hay que ir a buscar lo fundacional de la persona, la sanidad fundacional, la capacidad lúdica, la capacidad creativa del juego. El libro de la Sabiduría dice que: “Dios jugaba, la sabiduría de Dios jugaba”, redescubrir el juego como camino educativo, como expresión educativa. Entonces ya la educación no es meramente información, es creatividad en el juego, esa dimensión lúdica que nos hace crecer en la creatividad y en el trabajo en conjunto.”


“Finalmente buscar en cada uno de nosotros en nuestros pueblos la belleza, la belleza que nos funda con nuestro arte, con nuestra música, con nuestra pintura, con nuestra escultura, con nuestra literatura, lo bello. Educar en la belleza, porque armonía dice belleza y no podemos lograr la armonía del sistema educativo, sino tenemos esa percepción de la belleza.”


(Fuente: Yo Creo / Autor: Emilio Rodríguez Ascurra)


 
 

COMENTÁ ESTA NOTA

Código de Validación