San Nicolás: “Esta es una historia de amor y de gracia”

Una multitud de fieles participó de las celebraciones con motivo de los 30 años del acontecimiento mariano de San Nicolás.

 
San Nicolás: “Esta es una historia de amor y de gracia”

En su predicación, el obispo de San Nicolás de los Arroyos, monseñor Héctor Cardelli, evocó el inicio de la piedad religiosa y señaló que las manifestaciones de María son parte de “una historia de amor y de gracia”. También les dijo a los fieles que son “partícipes y actores” de la Iglesia, de la que María es Madre.


Una multitud de fieles participó de las celebraciones con motivo de los 30 años del acontecimiento mariano de San Nicolás, que tuvo su momento culminante en tarde, alrededor de las 15, cuando la procesión con la imagen de la Virgen y san Nicolás de Bari partió con destino al “Campito”, donde el obispo de San Nicolás de los Arroyos, monseñor Héctor Sabatino Cardelli, celebró misa.



Al iniciar su homilía, el obispo recordó que estuvo en el mismo predio 30 años atrás, cuando Gladys Motta, laica, esposa y madre, manifestó que veía a la Santísima Virgen, a la vez que la gente manifestaba que sus rosarios se iluminaban.



Monseñor Cardelli rescató los frutos espirituales que se produjeron en el corazón de cada uno de aquellos acudieron “a este llamado de la gracia”, que María hace “como Madre de la Iglesia” para “recrear un nuevo mundo ordenado, conforme al encuentro con Cristo, adhiriendo a su enseñanza para instaurar el Reino de Dios aquí”.



Monseñor Cardelli recordó a los fieles que son “partícipes y actores” de la Iglesia, de la que María es Madre; en este sentido, animó a cultivar la oración, a pedir la conversión y emprender la misión. Y señaló que San Nicolás es hoy en día “un lugar de Luz y de Paz donde Ella nos convoca, nos espera y nos envía”.



“Esta es una historia de amor y de gracia, es un camino que desemboca en su regazo de Madre, nos renueva en la hermandad y nos hace mensajeros para proclamar las alabanzas a nuestro Padre del Cielo, que con su infinito amor, ¡quiere adelantarlo en la tierra!”, aseguró el prelado, quien terminó de hablar con un “¡Viva María!”.



(Fuente: AICA)



 
 

COMENTÁ ESTA NOTA

Código de Validación