Robert Schuman, un político devoto de la Virgen María

En estos tiempos de crisis que vive Europa, volver la mirada al gestor de la Unidad Europea pude ser un gran incentivo para recuperar la identidad perdida. El ejemplo de un cristiano comprometido con la paz y la democracia.

 
Robert Schuman, un político devoto de la Virgen María

Jean-Baptiste Nicolas Robert Schuman, más conocido como Robert Schuman, nació el 29 de junio de 1886. Fue un político francés de origen germano-luxemburgués. Es considerado el  "padre de la Europa unida" por su determinante participación en la creación de la Comunidad Europea.


De joven pensó en ingresar al seminario, pero un sacerdote que lo conocía bien le escribió: «Los santos del futuro serán santos con chaqueta. Tu serás un laico ».


Siendo abogado en Metz, en la región de Lorena, perteneciente entonces al Imperio Alemán,  fue movilizado por el ejército alemán durante la Primera Guerra Mundial (1914-18). Al terminar la guerra e integrarse Lorena en la República Francesa, Schuman empezó a participar activamente en política, defendiendo ideas demócratas-cristianas. En 1919 fue elegido diputado.

Durante la ocupación alemana de Francia (1940-44), en el curso de la Segunda Guerra Mundial, Schuman se retiró de la vida pública y fue deportado por no colaborar con el Tercer Reich. Volvió a ser diputado en la posguerra (desde 1945) y adquirió responsabilidades de gobierno como ministro de Hacienda (1946-47), de Asuntos Exteriores (1948-52) de Justicia (1955-56), e incluso primer ministro (1947-48).

Estableció relaciones estrechas con los líderes democristianos de Alemania (Adenauer) e Italia (De Gasperi), impulsando la idea de una integración europea que garantizara al continente la paz, la prosperidad y la influencia perdida en la escena internacional. «La reunión de las naciones exige suprimir la pugna secular entre Francia y Alemania», sostenía.

Su origen fronterizo lo ayudó, sin duda, a comprender la importancia de este proceso de unidad que puso en marcha mediante el Plan Schuman de 1950. Dicho plan consistía en poner los estratégicos sectores del carbón y del acero de Francia y Alemania bajo una administración conjunta; idea que, aceptada también por Italia, Bélgica, Holanda y Luxemburgo, dio origen a la CECA (Comunidad Europea del Carbón y del Acero).

Aquel fue el primer paso para una integración más profunda: la «Europa de los Seis» acabó afianzando su integración con el Tratado de Roma (1957), que creó la Comunidad Económica Europea (Hoy Unión Europea, con 27 estados miembros)

Convertido Schuman en un símbolo de las aspiraciones a la unidad continental, fue elegido presidente del primer Parlamento Europeo (1958-60), al cual perteneció como diputado hasta su fallecimiento.


El día de su muerte, el 4 de septembre de 1963, mensajes de mundo entero llegaron para despedir a un líder de la democracia y la reconciliación de los pueblos. Un hombre que demostró que es posible servir a Dios desde la actividad política. El canciller alemán, Adenauer, dijo que «gracias a su sabiduría, se pusieron las bases de la reconciliación y las de una Europa unida y fuerte».


Después de las exequias en la catedral de Metz, su féretro fue depositado a los pies de la Virgen en la Iglesia de St. Quentin, pues Robert Schuman era un devoto ferviente de la Madre de Dios. Decía que gracias a las enseñanzas de San Luis María de Montfort había aprendido a quererla tanto. 


Fuente www.mariologia.org

 
 
 
  • Marina Núñez Acero
    Me parece muy interesante conocer a Robert Schuman, quie lucho por la unidad de Europa desde su ser laico, y su compromiso como laico, como la mayoría de nosotros, por la unidad y la estabilidad en su entorno, así como el reconocimiento de su muy valiosa su devoción a la Virgen María quien es sede de la Sabiduría. Creo que con su ejemplo nos muestra como esta devoción es de capital importancia en la actualidad pues, la Virgen María es quien además de inteceder por la paz y la concordia mundial, será la maestra para cualquier acuerdo e inicio de concordia entre todos los hombres del mundo. Saludos desde México

COMENTÁ ESTA NOTA

Código de Validación